Saltar al contenido
Dolce Gelucha

Bundtlettes de Limón y Buttermilk

Hola!!! Hoy ha venido a merendar a casa Paco, un amigo al que adoro y siempre le preparo un dulce especial. A este le había echado el ojo hace tiempo y sabía que no me iba a defraudar y así ha sido.

La receta es de I love Bundt Cakes y es un blog maravilloso y del cual he hecho muchos Bundts porque todos están divinos.

Como ya sabéis, todo lo que tenga limón tengo que probarlo y este es uno de esos que van a formar parte de mis preferidos (ya tengo unos cuantos).

He usado la Buttermilk del Lidl para ver la diferencia y estaba riquísimo, ahora no se si será por esa razón, lo que si puedo decir es que si la consiguen la pueden comprar y probar. De todas formas en el blog tenéis la receta para hacerlo.

El molde, como no, es de Nordic Ware, el Geo Bundtlettes, una preciosidad que desmoldó genial y es la primera vez que lo uso. Son pocas tazas, ideal para una merienda  y que cada cual tenga el suyo, queda muy elegante. Me me sobró un poco de masa que puse en moldes rígidos de cupcakes. Hay que aprovecharlo todo.

Ahí va la receta.

INGREDIENTES:

Para los bundtlettes:

  • 200g de azúcar
  • 2 cucharadas de zumo de limón (dos limones pequeños)
  • 4 cucharadas de zumo de limón (lo mismo)
  • 115g de mantequilla sin sal
  • 2 huevos L
  • 240ml de Buttermilk
  • 240g de harina
  • 1 cucharadita de polvos de hornear
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato

Para el glaseado:

  • 100g de azúcar glas
  • 1 cucharadita de  Buttermilk
  • 2 cucharaditas de zumo de limón

ELABORACIÓN:

  1. Engrasamos un molde pequeño.
  2. Precalentamos el horno a 180º calor arriba y abajo.
  3. Tamizamos la harina con los polvos de hornear y el bicarbonato y reservamos.
  4. Mezclamos el azúcar con la ralladura y el zumo de los limones.
  5. Añadimos la mantequilla y batimos unos 4 o 5 minutos, hasta que quede una mezcla cremosa.
  6. Incorporamos los huevos uno a uno y sin parar de batir.
  7. Añadimos los ingredientes tamizados y lo vamos alternando con la Buttermilk, terminando con la harina.
  8. Rellenamos los moldes, sin llegar al borde.
  9. Al horno unos 30 minutos, debemos fijarnos en su color, se hacen muy rápido porque son pequeños.
  10. Al sacarlos los dejamos unos 10 minutos antes de desmoldar.
  11. Desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.
  12. Preparamos el glaseado mezclando los ingredientes y lo vertemos por encima de cada uno de los mini Bundts.

Nos ha encantado y queda tan bonito para servir como un pastelito con un café;  verdaderamente son preciosos y están muy ricos, que más se puede pedir.

Pasen por mi Instagram para que no se pierdan las recetas @dolce_gelucha

No olviden  ser muy felices.